FAQ

Los resultados empiezan a notarse desde la primera semana, sentirás menor inflamación, mejor digestión, dormirás mejor y empezarás a perder un poco de peso. Para el primer mes notarás reducción de peso y porcentaje de grasa, las tallas irán reduciéndose
progresivamente de acuerdo a los objetivos que se planteen durante la primera visita.

Claro que si, cada paciente es tratado de manera personalizada, de acuerdo a sus necesidades físicas y a sus condiciones preexistentes, de hecho mejorar la alimentación de pacientes con éste tipo de padecimientos crónico degenerativos favorece una reducción en el uso de medicamentos y complicaciones propias de la patología.

Es ideal que una mujer embarazada cuide su alimentación, tanto para la madre como para el bebé, se disminuyen complicaciones como preeclamsia y diabetes gestacional, se favorece un adecuado aumento de peso y una producción óptima de leche materna. Las mujeres embarazadas tienen necesidades diferentes durante cada mes del embarazo, por lo que la alimentación debe cambiar constantemente.

Al llegar al peso objetivo es necesario tener una dieta de mantenimiento de peso, en la cual aprenderás a reemplazar alimentos y manejar tu propia alimentación, con la intención de que aprendas a comer y sepas que alimentos reemplazar cuando tengas compromisos, ésta etapa de mantenimiento hace que el cuerpo identifique tu nuevo peso como peso fijo y evitemos el “rebote”, la duración de esta etapa es habitualmente de 4 meses.

¿TE QUEDASTE CON DUDAS?

Scroll Up
Carrito vacío